publicidadconfamososDesde tiempos inmemoriales “de cuya fecha no quiero acordarme”, como diría Cervantes, algunos estilos de publicidad han recurrido a la imagen de famosos futbolistas, jugadores de baloncesto, actores, músicos…para promocionar sus productos, ligándolos inexorablemente a la marca que se anuncia.

Pero hay que valorar si estas acciones publicitarias realmente funcionan, y de qué forma los escándalos de la vida privada del famoso pueden afectar de forma negativa a la imagen de la marca. ¿Desea usted como dueño de la marca ser asociado a conductas socialmente inaceptables recién descubiertas en la vida del famoso que, por ejemplo, anuncia sus galletas?

Algunas marcas, en cuanto saltan a la luz pública escándalos en la vida del famoso que anuncia sus productos, cancelan rápidamente sus contratos e intentan desligar su imagen de marca del famoso, pero el daño ya está hecho y la marca puede haberse visto afectada en su imagen pública por haber ligado su producto al famoso.

En el lado positivo, por supuesto, la publicidad con famosos de reconocido prestigio también añade factores positivos a la marca, que se puede beneficiar por ligar su imagen a la del famoso con alto prestigio social. Así, la buena percepción por parte del espectador hacia el famoso, se traspasa a la marca o al producto anunciado.

También hay otras alternativas: supongamos que hemos intentado contactar con George Clooney para anunciar nuestro restaurante en Barcelona, pero se nos iba de precio. Bueno, pues nos vamos a Fotolia, a buscar imágenes genéricas, de todos los perfiles sociales (adultos, ancianos, niños) pero sin ligarse al rostro de un famoso. Seguro que alguna, sin ser George Clooney, nos encaja perfectamente en nuestra estrategia publicitaria o de marketing.

Fotos: -ojoimages4 http://es.fotolia.com/id/36560045

-Yuri Arcurs http://es.fotolia.com/id/42522517

-ojoimages4 http://es.fotolia.com/id/36561861